CRÓNICA POLÍTICA: AMLO, mañana ya Presidente Electo; PES, pena ajena

Rosy RAMALES

Jurídicamente tienen su nombre y concepto específico; amén de ello, son inútiles las impugnaciones de las cuales nada se puede obtener.

Es el caso de las impugnaciones presentadas en contra de las votaciones y de la elección de Presidente de la República. Porque el triunfo de Andrés Manuel López Obrador fue tan contundente como inobjetable.

¿Quién revertiría resultados de diferencias abismales? AMLO obtuvo poco más del 50% de los votos emitidos; 30 puntos más que Ricardo Anaya Cortés y alrededor de 37 más que José Antonio Meade Kuribreña.

Un resultado totalmente irreversible. Ni siquiera mediante una de las causas graves establecidas constitucionalmente, porque la contundencia fue el dique a éstas, sobre todo a la procedencia cuando la diferencia es tan solo de alrededor del 5%.

De hecho ninguno de quienes fueron sus adversarios lo impugnó. Y se intuyó desde cuando de inmediato salieron públicamente a reconocerlo como ganador de la elección presidencial del 01 de julio, de histórica participación ciudadana en las urnas electorales.

PES, PENA AJENA

No obstante, era de esperarse que los partidos políticos impugnaran, pero solamente para incrementar en número de votos a favor. Como pasó. Y paradójicamente impugnó el Partido Encuentro Social (PES), integrante de la coalición de AMLO: “Juntos Haremos Historia”.

Ja. Pelea como si los votos de veras fuesen pesistas. ¡El efecto López Obrador le dio votos! Y aún así impugnó. Claro, no con el ánimo de tumbarle la elección, sino de buscar cómo tener los votos para conservar el registro.

Pero lás-tima-Mar-ga-ri-to. La Sala Superior del Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación dio revés a las demandas presentadas por el PES: Las consideró extemporáneas o infundadas por expresar argumentos genéricos y desvinculados de la elección presidencial.

De pena que en un partido con registro nacional no conozcan la Ley General del Sistema de Medios de Impugnación en Materia Electoral. Caray, cómo se les van a pasar los plazos. ¿O el PES los dejó pasar confiando en que obtendría el mínimo del 3% de la votación válida emitida?

Claro, los políticos todo lo quieren arreglar con acuerdos por encima de la ley. Quizá el dirigente nacional del PES, Hugo Eric Flores, creyó que ganando AMLO éste va a influir en el TEPJF para conseguir que conserve el registro con la mera instrucción del Presidente Electo.

Pues cuando menos en la elección presidencial ya no, porque la Sala Superior ya resolvió todos los medios de impugnación.

Y aún así, Hugo Eric llamó al TEPJ a convalidar los votos de la elección del 01 de julio para que conserve su registro con 3.24 por ciento de la votación, pues según él hubo mal conteo de los votos de la coalición “Juntos Haremos Historia”, que integró junto con el Partido del Trabajo (PT) y el Movimiento de Regeneración Nacional (Morena).

¿En serio? Los órganos desconcentrados del INE difícilmente pueden equivocarse en la distribución de votos por coalición. Y los votos emitidos por cada partido en lo individual, pues son para cada partido; éstos no pueden repartirse equitativamente entre los partidos coaligados, solo aquellos donde el elector cruza más de dos emblemas de los aliados.

Caray, hay dirigentes partidistas que ya no saben ni qué hacer ni qué decir con tal de seguir viviendo del presupuesto público. ¡Qué mal se ven!

En fin, en total la Sala Superior del TEPJ resolvió 281 medios de impugnación interpuestos en relación con la elección presidencial, en los que se cuestionaron los resultados aritméticos de los cómputos distritales, se solicitó la nulidad de la elección por supuestas irregularidades en el proceso o por la supuesta inelegibilidad del candidato vencedor.

Pero “todos los juicios o recursos resultaron improcedentes o infundados, por lo que los resultados consignados en las actas de cómputo distrital de la elección presidencial no sufrieron modificaciones.”

PRESIDENTE ELECTO

Precisamente porque el resultado contundente disminuye las posibilidades reveses, AMLO prontísimo será declarado Presidente Electo de los Estados Unidos Mexicanos.

Es la primera vez que un candidato ganador es declarado Presidente Electo antes de la instalación del Congreso de la Unión. Y que bueno, porque eso acelera el proceso de entrega-recepción, además, el próximo Mandatario de la Nación ya puede tomar decisiones sin incertidumbres.

Así que, salvo decisión en contrario de última hora por razones más de forma que de fondo, este miércoles ocho de agosto la Sala Superior del TEPJF aprobará, en su caso, el dictamen del cómputo definitivo de la elección presidencial, declarará la validez de la misma y Presidente Electo, haciendo entrega de la constancia de mayoría respectiva.

Y tan-tan, AMLO habrá concretado su sueño, y los mexicanos habrán formalizado su enojo con el PRI.

***

Correo: rosyrama@hotmail.com  

Print Friendly, PDF & Email

Categories: Columnas

Deja una respuesta