Reto del INE, que las personas trans no sean excluidas de procesos electorales en igualdad

La población trans no debe estar excluida de las reglas establecidas para que los procesos electorales se desarrollen en condiciones de igualdad, donde el mayor reto es promover su participación política, afirmó la Consejera del Instituto Nacional Electoral (INE), Claudia Zavala Pérez.

Durante la tercera sesión del Facebook Live #INEIncluyente “Hablando de acciones afirmativas. La inclusión de las personas trans en la participación política”, y acompañada de la activista Jessica Marjane Durán Franco, la Consejera Zavala subrayó que la población trans no debe estar excluida del cumplimiento del marco democrático para la participación igualitaria.

“Se deben incluir mecanismos por los cuales puedan ser postuladas en cumplimiento de las mismas garantías que hemos dado, con el género que se identifiquen”, estableció.

Y es que para el ejercicio de sus derechos políticos, las personas trans se enfrentan a obstáculos asociados a prejuicios, estereotipos, estigmas que discriminan y que les imponen restricciones desproporcionadas.

Zavala refirió que en el proceso electoral 2018, el INE aprobó el Protocolo para adoptar las medidas tendientes a garantizar a las personas trans el ejercicio del voto en igualdad de condiciones y sin discriminación en todos los tipos de elección y mecanismos de participación ciudadana, lo que permitió tres avances significativos:

Hacer visible la discriminación que enfrenta la población trans; acciones concretas durante la capacitación de todo el funcionariado de mesas directivas de casilla para que en la Jornada Electoral se ejercieran acciones para garantizarles el ejercicio del derecho al voto, y contar con instrumentos para promover elecciones con igualdad y no discriminación, buscando siempre fortalecer una democracia basada en el reconocimiento de los derechos político-electorales de todas las personas.

Sin embargo, la Consejera agregó que aún falta mucho por hacer, por lo que planteó los retos para los próximos procesos electorales en materia de igualdad y no discriminación para la participación política de toda la ciudadanía, incluyendo a las personas trans. Por un lado, dijo, deben ser postuladas con el género que se identifiquen.

“Uno de los mayores retos es cómo podemos incentivar que las personas transaccedan a los cargos de elección, accedan a esos cargos públicos, y posicionen en la agenda pública, el debate a favor de la no discriminación y de la inclusión”, señaló.

Otro reto, abundó la Consejera Zavala, es reforzar la capacitación electoral para prevenir incidentes relacionados con la lectura del nombre completo de la persona, elector o electora, o en el manejo de determinadas situaciones que puedan presentarse durante la votación.

Subrayó la importancia de fortalecer las campañas de difusión dirigidas a toda la población y a la población trans para comunicarles las acciones que el INE está realizando para que puedan ejercer de manera libre, íntegra y completa, su derecho a la identidad de género.

“Las autoridades estamos actuando desde la credencial para votar, el día de las elecciones y, por supuesto, para nutrirnos para que podamos seguir adoptando más medidas que ayuden a abatir este tipo de acciones que discriminan y que no incluyen a las personas trans”, agregó.

La participación política de las personas trans debe darse en espacios no simulados y ser monitoreada

En su intervención, la activista Jessica Marjane Durán Franco, destacó que la participación política de las personas trans debe darse en espacios no simulados, para lo cual los partidos políticos podrían adoptar medidas con estándares internacionales. Además, dijo, es importante que las acciones afirmativas generen un espectro que se pueda resarcir la violencia histórica que han padecido, así como un mecanismo de evaluación de monitoreo para la rendición de cuentas; erradicar todo tipo de discriminación y se les brinde herramientas para formarse en democracia.

Refirió que, de acuerdo con la Encuesta Nacional sobre Discriminación por orientación sexual e identidad de género, 3 de cada 4 personas trans prefiere no manifestarse en el espacio público por miedo al hostigamiento, además de que manifestaron tener más enfrentamientos con la policía sin ningún razonamiento.

Agregó que la mayoría de las personas trans han sido relegadas desde muy temprana edad en la familia, con burlas, chistes, golpes y situaciones de aversión que les obligan a restringir sus derechos y libertades.

Señaló que el protocolo aprobado por el INE les garantizó que el voto fuera sin discriminación, pero esto no se debe agotar con la Jornada Electoral, a fin de que el alcance de derechos de las personas cisgénero y trans puedan estar en el mismo plano de todas las demás y sean permanentes.

“El protocolo debe tener trascendencia que nos ayude a fortalecer a través de leyes sustantivas para que realmente pueda operar y cuente con un mecanismo de seguimiento y monitoreo de evaluación y rendición de cuentas”, indicó.

En el ejercicio de la participación política debe quedar claro que en las identidades trans “se deben dejar de solicitar diagnósticos para el reconocimiento de la identidad; no es una cuestión que se tiene que curar, no es algo que lo formen determinadas cuestiones, sino que es una característica de todas las personas su identidad de género, su orientación sexual y que puede ser diversa”, además de sumar esfuerzos que eliminen la discriminación por orientación sexual e identidad de género.

(INE)

Deja un comentario