ANÁLISIS A FONDO: Intento de torcerle la mano a Paredes Rangel

Más consistente ideológica y políticamente la tlaxcalteca

Pero a los dueños del FAM les gustan las leperadas de Xóchitl

Francisco GÓMEZ MAZA

Le están haciendo manita de puerco a la priista, excelente tribuna, ágil en el debate, de derecha, pero demoledora de la insultante, para la inteligencia, derecha albiceleste, la diputada Beatriz Paredes Rangel, obligándola a que “se baje” de la búsqueda de la candidatura presidencial porque los grandes capitalistas del Consejo Empresarial y de los hombres de negocios, que han decidido que la candidata del FAM sea Gálvez, confesa trotskista-panista de papel.

Ya lo habíamos registrado y revelado en días pasados: Los empresarios más ricos de la cúpula de cúpulas decidieron, sin consultar a ninguno de los partidos de derecha y sin ningún remedo de democracia, designar a Xóchitl Gálvez como la candidata de la derecha, expresada en el Frente Amplio por México, a su vez integrado por el PAN, el PRI y el PRD.

La dirigencia del FAM, del PAN e inclusive del PRI, ordenados por su gerente, el junior empresarial -nini también le dicen-, Claudio X. González Guajardo, está presionando a Beatriz a que renuncie, porque la buena es Xóchitl, como lo denunció hace poco el entonces panista colimota, Jorge Luis Preciado. No importa que la hidalguense sólo sea autora de chascarrillos y majaderías, mentadas de madre,  y no dispone de formación teórica política (puede ser presidenta municipal, y es una senadora chafa, que no tiene ni idea de cómo legislar o debatir desde una posición intelectual).

Santiago Creel se bajó de la contienda para dar sus votos a Xóchitl, pero no por su voluntad, sino porque se vio obligado por la dirigencia formal de su partido. Pero la priista, no obstante que PRI y PAN son siameses, hasta el momento rechaza toda posibilidad de dejar el campo a Gálvez. En el foro del 22 de agosto, celebrado en la ciudad guanajuatense de León, Gálvez fue declarada ganadora por sus simpatizantes en redes sociales, pero tampoco perdió la senadora Paredes. O sea que podría haber habido empate. Que nadie ganó ni perdió. Faltan dos foros, hoy en Guadalajara y el 26 en Mérida, para que el 3 de septiembre los organizadores den a conocer al público quién es la agraciada con la candidatura presidencial.

Sin embargo, las presiones sobre la ex gobernadora de Tlaxcala y ex embajadora en Brasil continúan y más intensas, trascendió en medios partidistas cercanos al PAN. Jamás imaginaron los enemigos de la Cuarta Transformación atrincherados en los partidos del FAM y las cúpulas empresariales, que habría una priista que se resistiera a perder ante el PAN, no obstante que ambos entes partidistas están unidos en lo que la izquierda denomina prian.

Beatriz Paredes Rangel indudablemente que se tomó en serio la posibilidad de ser presidente de la República luego de una posible confrontación en las urnas con otra mujer, que sería la doctora Claudia Sheinbaum Pardo, quien lleva ventaja a sus correligionarios Marcelo Ebrard Casaubón, Adán Augusto López Hernández y Ricardo Monreal Ávila.

Pero ni la Señora X ni sus protectores, particularmente del PAN, con Marko Cortés a la cabeza, así como los hombres del dinero que la apoyan y financian, aceptarán el fracaso total, que ya es mucho en lo que han tenido pérdidas. Es muy posible que la incertidumbre continúe al interior del Frente opositor y que comience a dilucidarse, luego del debate del 26 de agosto, que se celebrará en Mérida, en donde panismo ha venido siendo desplazado por el color naranja de Dante Delgado Ranauro, quien ni de loco se integraría al Frente opositor.

Mientras tanto, la prensa independiente destaca el fortalecimiento de la priista Paredes Rangel, aunque los dirigentes del PRI no se han pronunciado al respecto.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *