CRÓNICA EXPRÉS: Las tentaciones de la ‘burbuja’

Rosy RAMALES

Como dice la canción: “Me lo contaron ayer, las lenguas de doble filo…” Bueno, no lo son así, pero sí me lo contaron: Que la burbuja más cercana al gobernador Alejandro Murat Hinojosa se compone de tres integrantes: Su tocayo Alejandro Nassar, su vocero Francisco Vallejo y “Chester”.

No hay por qué extrañarse, es hasta algo natural en el poder; los gobernantes siempre tienen una burbuja que le aconseja, que cuida la imagen del jefe político, y que cuida al partido de origen de éste; y a veces hasta vela por el bien de los gobernados.

Pero como los integrantes de las burbujas son humanos con frecuencia caen en la tentación de cuidar sus propios intereses y nada más. Y lo peor, se creen con tantas o más poder que el propio mandatario; incluso, superiores a la jerarquía formal del partido.

Eso sí no debería ser tan natural.

Vaya, y al parecer la burbuja más cercana de Alejandro Murat ha caído en la tentación de sentirse el todo poderoso. Por lo menos así lo sienten personajes de la política oaxaqueña, sin que sean excepción militantes del Revolucionario Institucional (PRI).

Quizá se trata del calor de la definición de las candidaturas para los cargos a disputarse en las próximas elecciones en el estado de Oaxaca, federales y locales.

No obstante, dar la imagen de que la burbuja toma las decisiones, no le hace nada bien ni al jefe político, ni a su partido.

Más respeto al primer priista de la entidad. Más respeto al Comité Directivo Estatal del PRI, encabezado por Eduardo Rojas Zavaleta.

En vez de unir al priismo y ver cómo recuperan curules federales y locales, los burbujos solo andan viendo sus propios intereses, según dicen.

¿Mito? ¿Fábula? ¿Verdad?

Vaya usted a saber. Lo que sí, no es la primera vez que se escuchan quejas sobre el actuar de los personajes más cercanos al jefe político.

El colmo es que los fuereños de la burbuja tomen decisiones sobre el destino político de los oaxaqueños y oaxaqueñas.

***

Correo: rosyrama@hotmail.com

Deja un comentario