Sócrates A. Campos Lemus: Héctor Suárez, nomás por nomás

Agencia QP. ¡Qué conste…son reflexiones!

A LOS 81 AÑOS MUERE UNO DE LOS COMEDIANTES MÁS IMPORTANTES DE MÉXICO: HÉCTOR SUAREZ, sin duda el “nomás” nos seguirá llenando el espíritu para vernos en la realidad, porque somos destructivos, pues nomás, porque somos intolerantes, pues nomás, porque somos envidiosos y ambiciosos, pues nomás, porque somos cobardes y criticones pues nomás, porque somos demandantes y solicitamos que todo nos lo den y lo arreglen sin que hagamos algo, pues nomás, porque somos irresponsables, pues nomás, porque somos baquetones y no vamos a trabajar porque somos flojos, pues nomás, porque destruimos lo que no es nuestro por simple resentimiento o calamos el clavo en la pintura de otro vehículo o le ponchamos las llantas porque nos cae mal o le robamos el espejo porque sí, pues nomás y ese nomás nos ha retratado en todo lo que somos y nos avergüenza reconocerlo y preferimos reírnos pero no cambiar, y esto, Héctor Suárez, lo captó con la gracia y con la representación real en todos sus personajes. Lo mismo nos mostró a los políticos corruptos, mentirosos, cínicos que a los ciudadanos acobardados y mentecatos que aceptamos todo del que tiene poder a pesar de que nos jodan, pues sí, pues nomás, total es todo lo que nos justifica en la vida y seguramente será el sello de la muerte para muchos, nomás porque sí, porque no hay de otra, porque así son las cosas, porque no podemos cambiar, más vale meternos un churro, tomarnos una chela, emborracharnos, pedir prestado, hacernos pendejos que entender la realidad y entendiéndola tratar de cambiarla y cambiar, pero no, preferimos pues el nomás, así de pinches y cínicos para quedarnos con la vergüenza de ser antes de tener la virilidad de cambiar para ser otro que pueda dar y tener dignidad y corazón valiente… pues que pinches, pues nomás, nomás porque sí, así somos y ya… y se fue Héctor con ese grito ahogado y que le calentaba el corazón, ahora, está frío, sin vida y ahí, nomás como si nada…porque al final, nada somos.

Hace algunos años tuve la oportunidad de estar cerca de este personaje, no lo entrevisté, lo observaba, reía de lo que decía, me impactaba con las ocurrencias que decía a los que hablaban con él y entonces clavó su mirada en la mía y me dijo: pues estás muy callado, o eres listo o simplemente cazador de pendejadas… y pues sí, estaba cazando las pendejadas, no de él, sino la de los otros, y cuando le dije soltó la carcajada, preguntó si sabía reírme de mis propias tonterías o pendejadas y le dije que era lo que más me encantaba, reír de ello porque al final me mostraba como en un espejo y así tomamos un poco de café y me despedí, no quería entrar en polémica porque con un ser humano de tal talla no hay forma de entrar en esos enredos del alma, mejor calladito que uno se ve más bonito, total, nomás era de paso, nomás fue un encuentro casual….

HACE MUCHOS AÑOS, ACTUABA Palillo en las carpas y los teatros, decía cosas brutales en contra de los gobernícolas en el poder y cada vez, de pronto, aparecían los cuicos y lo llevaban a la cárcel, esto, en vez de doblegarlo le daba fuerza para criticar más y más y la gente llenaba los palcos y reía de sus gracias y sus críticas y después de esto, en vez de generar indignación, solamente generaba risas y la creencia de que con ello cambiarían, sin ellos, las cosas, no entendían que era una forma de mostrar la realidad para que los escuchas cambiaran y conocieran lo que sucedía y lucharan por el cambio; lo mismo sucedió con todos aquellos cantantes de protesta, la gente llenaba los teatros y las escuelas donde se presentaban y ya, nomás, ahí quedaban en los aplausos y las risotadas pero sin hacer nada, así somos de cobardes muchos en esta sociedad, reclamamos cambios sin hacer nada por cambiar, queremos que venga del todo poderoso señor presidente y que éste, como padre celestial, nos entienda y ordene los cambios, ordene que las madrecitas corrijan a sus bandidos, que los corruptos avergonzados dejen de robar y chingar, que los hombres machos no golpeen ni maltraten a los críos y a las mujeres, que en las oficinas no se lleven los lápices y las gomas y las hojas y las libretas porque son de todos y son para trabajar no para su uso personal, pero nomás, todos terminamos haciéndonos pendejos y pasamos del aplauso al reclamo, y ahora, vemos muchos grupos manipulados o no que reclaman cuando no les llega suficiente leche de las ubres del presupuesto nacional, y dicen que la culpa de todo es del gobernante, si aparece un virus pues no es su culpa pero se busca culparle, pues nomás, por resentimiento, por frustración, por chingar a alguien y ya, pues nomás…

Es indignante que salgan muchos videos del maltrato que sufre una señora a manos de su viejo, suben el asunto a las redes, las usan y se pelean para mostrar el crimen y la destrucción de la mujeres, pero no hay un pinche viejo que se meta y pare la agresión, no, para qué, no es su tema ni si problema, es la justificación, quedan, pues nomás, ahí estaban pero no para ayudar ni calmar ni proteger a la señora de la agresión del bruto, no, nomás grababan con el teléfono para mostrar lo que pasaba pero hasta ahí, nomás, nomás nos hacemos pendejos y cobardemente justificamos los daños y la cobardía para no actuar en defensa de la mujer o del crío o del que es asaltado y robado en la calle en nuestras narices y no tenemos solidaridad, y después nos quejamos de que somos egoístas y avariciosos pero no hombres de verdad, pues que poca, pero nomás, así son las cosas, y en este nomás nos quedamos esperando los cambios y el que seamos mejores y más humanos, nomás porque no podemos, porque nos hacemos como  al que la virgen nos llama, como que volteamos para no ver lo que sucede, porque al final no me sucede a mí a pesar de que le suceda a otro y no le tendemos la mano ni ayudamos, pues nomás por eso y por más somos unos pinchurrientos que a lo mejor no merecemos el cambio, pues nomás estiramos la mano, nomás pedimos pero no damos, nomás hacemos como que trabajamos porque pensamos que hacen como que nos pagan, y en vez de reclamar los derechos nos callamos, así nomás, nomás porque así somos y así nos parieron en las casas y así dicen los curitas que la gente se debe comportar porque los jodidos serán llevados a los cielos, sin mota, simplemente porque mueren y ya, nomás porque sí, sin luchar por ser mejores…nomás así…

(Imagen: https://www.eltiempo.com/cultura/cine-y-tv/fallecio-hector-suarez-el-del-programa-que-nos-pasa-502208 )

Deja un comentario