CRÓNICA POLÍTICA: Usando a los indígenas para llegar a consejerías del INE

Rosy RAMALES

La primera aspirante en pasar a la entrevista con la Junta de Coordinación Política de la Cámara de Diputados Federal, fue Rita Bell López Vences mostrándose siempre sonriente y hasta parlanchina, distinto a su usual postura en las sesiones del OPLE-Oaxaca, donde trabaja como consejera electoral.

Trabajo que se le acaba en noviembre próximo. No es casual entonces su inscripción al proceso de selección para consejera electoral del Consejo General del Instituto Nacional Electoral (INE), amen de cualquier indicio de vocación.

Y miren que Rita Bell sorprendió cuando su presentación la abrió hablando dialecto. Pronunció algo así: Padiuxhi guiraatu”. Francamente ignoramos a qué lengua indígena pertenecen las dos palabras: Zapoteco, mixteco, cuicateco, amuzgo, chatino, chocolteco, ixcateco, mazateco, popoloca, triqui, huave, etc.

“¿De dónde es Rita?” “¿De qué municipio o comunidad indígena?”, empezaron a preguntar en los círculos político-electorales del estado de Oaxaca porque es la primera vez (cuando menos públicamente) en que López Vences habla dos palabras en lengua indígena; de hecho no tiene rasgos indígenas.

Lo que sí es que en las sesiones del Consejo General del Instituto Estatal Electoral y de Participación Ciudadana de Oaxaca (IEEPCO) la mayoría de las veces permanecía en silencio, y cuando hablaba lo hacía en castellano sin el menor acento de lengua indígena.

¿Por qué entonces abrió la entrevista con la Jucopo con palabras (un saludo al parecer) en dialecto? ¿Lo habla en realidad por pertenencia a una etnia? ¿O lo aprendió? Qué bien que una persona se interese en aprender un dialecto en vez de francés o inglés.

Pero estaría muy mal si solamente aprendió dos palabras con el ánimo de sorprender a los miembros de la Jucopo para ganárselos y la elijan como consejera del Consejo General del INE, con eso de que entre los criterios para la selección establecieron conocimientos en materia indígena (algo así).

Y uno se pregunta. ¿Para qué? Si en las atribuciones del INE no se encuentra ninguna relacionada con elecciones por Sistemas Normativos Indígenas. Es más, atendiendo al artículo 2º de la Constitución Política General, debería respetarse la autodeterminación de los pueblos indígenas en materia político-electoral sin la intervención del OPLE en la calificación de las elecciones costumbristas.

Por ejemplo: En Oaxaca el OPLE califica como jurídicamente válida o no válida la elección de Sistemas Normativos Indígenas; ¡la califican consejeras y consejeros que no son indígenas, que no sienten la etnicidad y que nunca han vivido las costumbres de los pueblos; y además en el Consejo opinan y sugieren los partidos políticos respecto de dicha calificación! Y no debería ser así.

Retomando el tema: Se notó el ánimo de Rita López de convencer a los miembros de la Jucopo en ser una experta en materia de Sistema Normativo Indígena y en paridad de género; incluso puso especial énfasis en haber presidido ambas comisiones. Repitió su “respeto” a las elecciones indígenas y a la paridad.

Pero en otros temas no respondió. Por ejemplo: Hizo mutis cuando Gerardo Fernández Noroña le preguntó si consideraba necesario que la Jucopo rechace las cuatro quintetas a consejerías por los cuestionamientos a las mismas. Y no dijo nada respecto de la pregunta de la diputada Claudia Pastor: “Elecciones y pandemia”.

Eso sí, se le fue a la yugular al INE (por decirlo de algún modo) al decir que “a veces” toma decisiones desde el escritorio. Tampoco fundamentó (como se lo pidieron) su postura sobre si debía o no haber una reforma electoral.

En fin, y como es sabido uno de los finalistas es el actual consejero presidente del OPLE-Oaxaca, Gustavo Meixueiro Nájera, quien, por cierto, mantiene una muy buena relación con la Rita López, tanto que en su momento generó los celos de otros consejeros y consejeras que se sintieron tratados con menos deferencias.

Qué curioso, ningún diputado preguntó cual sería la postura de ella y Gustavo Meixueiro si ambos fuesen seleccionados para consejerías del INE. ¿Una pareja perfecta?

Casi una hora y media después correspondió el turno en la entrevista con la Jucopo a Meixueiro Nájera, quien igual que Rita (con la salvedad del saludo en lengua indígena) presumió de conocer de “P” a “PA” los Sistemas Normativos Indígenas, que ha actuado con respeto a los mismos, igual que hacia la paridad de género.

¡Wooo! Ningún diputado, ninguna diputada, preguntó sobre el caso de los falsos transgéneros a los cuales el OPLE-Oaxaca otorgó el registro como candidaturas destinadas a mujeres. Y sí, es necesario reconocer la participación transgénero, pero el pecado estuvo en que los mismos hombres registrados como candidatos, fueron registrados en candidaturas transgénero cuando se notificó a los partidos que no cumplían con la paridad.

La mayoría de las y los consejeros del OPLE-Oaxaca dijeron que no podían prejuzgar ni dudar de quienes se asumían como transgénero. ¡Cómo, si apenas días antes habían sido registrados como hombres! Fue necesario que organizaciones trans, denunciaran el hecho y al final la Sala Superior consideró como fraudulentas el 99.99% de dichas candidaturas.

¿Respeto a la paridad? Tampoco nadie preguntó casos de intento en burlar la paridad como en el caso de Tezoatlán de Segura y Luna; o casos donde por “las pistolas” de grupos internos se viola el derecho a votar como en San Dionisio del Mar; o los casos cuando inconformes han desnudado a trabajadores del IEEPCO mientras consejeros y consejeras huyen de la escena.

¿Y dónde está el diálogo permanente presumido por Gustavo Meixueiro y Rita López? Seguramente lo habrá, pero solo él y ella lo saben. Incluso, una buena pregunta hubiera sido el proceso de conciliación señalado por la ley para los Sistemas Normativos Indígenas.

¿Qué pensará Lorenzo Córdova Vianello de Gustavo Meixueiro? Tanto que lo apapacha, y éste sale con que en el INE “se adoptan actitudes que parecen antítesis de los partidos políticos”, y que se “gasta mucho en las elecciones”.

¿Y ese criterio de ahorro lo ha aplicado en el OPLE-Oaxaca?

En fin, el diputado Pablo Gómez desnudó políticamente a Gustavo Meixueiro cuando le dijo: “Usted (es) ampliamente conocido como un priista…no queremos que usted sustituya a (Marco) Baños.”

Claro, Meixueiro Nájera lo negó rotundamente como siempre. Sin embargo, le ha pesado su relación con José Antonio Hernández Fraguas, con quien colaboró cuando éste fue presidente municipal de la capital oaxaqueña, sin que fuera una trabajo de un burócrata más.

De esas extrañas “casualidades”, Fraguas era representante del PRI ante el Consejo General del INE cuando Gustavo Meixueiro fue designado como consejero presidente del OPLE-Oaxaca, donde, por cierto, trabajan personas que han sido colaboradores de Fraguas como, por ejemplo, Luis Miguel Santibáñez Suárez y el administrativo.

En la entrevista a Meixueiro se le notó su falta de formación profesional para el cargo, porque no basta contar con un postrado y diplomados en la materia si no se tiene la base principal; no es lo mismo la formación de un ingeniero industrial a un abogado, a un politólogo o a un sociólogo.

A propósito de vínculos, nadie preguntó a Rita Bell sus relaciones políticas.

En las cuatro quintetas propuestas por el Comité Técnico de Evaluación, hay varias personas con vínculos políticos inimaginables e historias antidemocráticas; personajes que han construido castillos en el aire con tal de alcanzar una consejería en el INE.

Como los casos ilustrados por Bernardo Barranco en su columna “Turbulentos mexiquenses aspirantes al INE”: Javier Aparicio y Jessica Rojas; el primero vinculado a un presumible fraude electoral, y la segunda, según protegida de Marco Antonio Baños.

PORFIRIO MUÑOZ LEDO

Sí, el diputado Porfirio Muñoz Ledo puede tener mucha razón cuando califica como  “golpista” la actitud del grupo de diputados de Morena y del PT que se oponen y desconocen el proceso de selección de aspirantes a consejeros electorales del Instituto Nacional Electoral (INE) que realizó el Comité Técnico de Evaluación.

Lo dijo así: “Los voy a calificar: son golpistas, mentalmente son golpistas porque no quieren la democracia, no la quieren; tienen una actitud golpista. Les interesa utilizar el poder y dicen que como tenemos la mayoría podemos hacer lo que queramos. Yo estoy en contra de eso”.

Sin embargo, cada legislador, cada legisladora, debe revisar muy bien el perfil (no solo en papel) de los finalistas a las consejerías del INE. Porque se arriesgan a seleccionar “gato por liebre”, en detrimento no de la Jucopo, no de la Cámara de Diputados, sino en detrimento del país.

Quizá la misma condición de humanos impide el tinte ideológico en cada aspirante, pero una cosa es ésta y otra cosa es la deshonestidad, la simulación, la mentira, la ambición, lo cual choca con los principios que deben regir la actividad electoral: Independencia, imparcialidad, certeza, objetividad, legalidad y máxima publicidad.

***

Correo: rosyrama@hotmail.com

Deja un comentario